Estamos en Monte Castro, uno de los barrios con más espíritu de Buenos Aires. Un lugar que consideramos especial, por eso lo contemplamos como tal. Nosotros no decimos “Bienvenido, Monte Castro”; nosotros decimos “Bienvenidos a Monte Castro”.

Según nos informa el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, “a mediados de 1703 don Pedro Fernández de Castro se constituyó en el nuevo propietario de estas tierras. El lugar comenzó a ser identificado como Chacra de Castro o Montes de Castro, debido este último nombre a la fisonomía arbolada de la chacra”.

Buena parte de esa arboleda todavía se disfruta en este barrio único de Buenos Aires. Venir a Monte Castro es sentirse bien venido. Venir a Monte Castro es venir bien.

0 Comments

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *